Alojamiento

AlojamientoCorbis

Durante un viaje por Rusia hay diferentes opciones de alojamiento: en hoteles tradicionales de entre 2 y 5 estrellas, en "minihoteles", que últimamente gozan de una gran popularidad en las ciudades más pobladas, en apartamentos turísticos o también en hostales.

El coste del hospedaje puede variar dependiendo de la época del año en que se viaje. Los precios suben desde abril y mayo y se mantienen durante todo el verano, pero luego bajan en invierno.

Las tarifas más elevadas de Rusia se registran en Moscú, que además figura entre las cinco ciudades con el servicio hotelero más caro del mundo. El valor medio de una habitación confortable en un hotel de 3 estrellas oscila entre los 230 y 250 de dólares por noche, los de cuatro estrellas se sitúan en un rango de entre 300 y 400 de dólares, mientras que las de un establecimiento de cinco estrellas pueden llegar a costar 900 dólares, aunque hay nuevos establecimientos con precios superiores.

Además, el número de habitaciones, especialmente, de categoría media, aún no puede satisfacer la demanda, por eso, para tener un alojamiento confortable, céntrico y no demasiado caro, es necesario efectuar la reserva con varios meses de antelación.

Los hoteles tradicionales

En cuanto a los hoteles tradicionales, en la mayoría de casos, son establecimientos de categoría de 4 o 5 estrellas o del tipo business. Prácticamente todos están ubicados en el centro de las ciudades y ofrecen todos los servicios necesarios. Generalmente son hoteles de las grandes cadenas internacionales, como Marriott, Forte, Sheraton y Kempinski, entre otras, ya que en Rusia estos grupos empresariales se concentran principalmente en el segmento de los hoteles de mayor categoría.

Los “minihoteles”

Últimamente estos pequeños hoteles-pensión cuentan con una gran popularidad en las ciudades más importantes del país, especialmente en San Petersburgo. Es una buena opción para turistas que viajan solos y que quieren estar en el centro de la ciudad pero no desean pagar demasiado: Resultan más baratos que los hoteles de rango medio y sus precios oscilan entre los 90 y los 200 dólares por noche. La mayoría de los hoteles de este tipo están en casas residenciales del centro y ocupan el espacio de antiguos pisos comunales que han sido reformados y convertidos en “minipensiones” de entre 5 y 20 habitaciones.

Los apartamentos turísticos

Este tipo de alojamiento se puede encontrar generalmente en las ciudades más pobladas. Son inmuebles reformados, amueblados, equipados y gestionados como un alojamiento turístico. Su situación se puede comparar con la de los hoteles céntricos de lujo. Normalmente hay una cocina completamente equipada que permite a los huéspedes preparar su propia comida. El alojamiento en un apartamento de este tipo puede costar entre 30 y 70 de dólares por persona y noche, es importante tener en cuenta que, a diferencia de un hotel, el precio del apartamento dependerá del número de personas alojadas, y pueden llegar a tener hasta 4 habitaciones con varias camas, por lo que la capacidad de alojamiento puede ser de 8 a 10 personas.

Los hostales

Para los jóvenes, estudiantes y los turistas que quieren ahorrar en materia de alojamiento existen bastantes hostales o albergues, con camas o literas y baños compartidos. Se recomienda alojarse solo en los hostales céntricos.

Rambler's Top100